Noticias

Medicus Mundi y la UPV/EHU juntan a partidos políticos en un debate sobre sus compromisos y medidas respecto a la sanidad pública vasca
14 septiembre, 2016
Medicus Mundi Gipuzkoa y el Movimiento Manuela Ramos lanzan el I Concurso “Jóvenes desafiando la violencia machista”
10 octubre, 2016
Mostrar todo

Una mayoría de partidos abogan por un pacto que garantice el sistema público vasco de salud y erradique las desigualdades en los determinantes sociales de la salud


Este lunes 19 de septiembre ha tenido lugar la mesa de debate en la que la ONGD Medicus Mundi y el Opik (Grupo de Investigación en Determinantes Sociales de la Salud y Cambio Demográfico de la UPV-EHU) tenían como objetivo dar a conocer a la población las propuestas que en torno a la política sanitaria pública tienen los principales partidos políticos que concurren a las elecciones al Parlamento Vasco de este domingo 25 de septiembre.

Invitados EH Bildu, Elkarrekin Podemos, EAJ-PNV, Partido Popular del País Vasco-Euskadiko Alderdi Popularra y PSE-EE (PSOE), todas las formaciones confirmaron su presencia con Eva Blanco, Juan Luis Uria, Josune Gorospe, Laura Garrido y Blanca Roncal como sus representantes, respectivamente. No obstante, y tras la confirmación inicial, EAJ-PNV declinó finalmente la invitación . Esta ausencia fue destacada tanto por el resto de representantes de las formaciones invitadas que sí acudieron al debate como por el público asistente, que criticó esta incomparecencia en las redes sociales a través de la etiqueta #debatesanidad.

El debate giró en torno a tres temas generales. En el primero, sobre las desigualdades en salud y el acceso al sistema sanitario , se recalcó la importancia de abordar los determinantes sociales de la salud como uno de los aspectos más relevantes de las políticas en este ámbito. Como apunta la OMS, y recalcó el Opik, las desigualdades en temas como el acceso a la vivienda o al empleo inciden de manera importante en la salud de las personas. A este respecto, el Opik destacó las 11 personas que mueren cada día debido a la desigualdad en salud en la CAV o en los 10 años de diferencia que puede haber en la esperanza de vida entre su población, según la incidencia de los diferentes tipos de determinantes.

En este punto, EH Bildu, Elkarrekin Podemos y PSE-EE defendieron la mejora de la atención primaria y de los Planes de Promoción de la Salud con el aumento de su presupuesto y destacaron la necesidad de intervenir desde las administraciones para erradicar las desigualdades en los determinantes sociales de la salud , al tiempo que coincidían en criticar el Real Decreto-ley de 2102 que ha traído consigo la falta de universalidad del sistema sanitario público . Frente a esta afirmación, la representante del PP, justificaba dicha ley argumentando que su objetivo era evitar el turismo sanitario y que la asistencia sanitaria está garantizada para todas las personas, aunque no tengan derecho a la TIS.

En el segundo eje del debate, sobre la privatización de la financiación sanitaria , hubo acuerdo en la necesidad de aumentar la inversión en sanidad pública, sobre todo teniendo en cuenta el dato ofrecido por el Opik de que el 26,8% del total del gasto en salud en la CAV es de financiación privada; cifra apuntalada por Uria, de Elkarrekin Podemos, que afirmó que el 24% de la población vasca (más de 400.000 personas) ya tienen un seguro privado, “lo cual supone un gran peligro para la sanidad pública”.

El tercer gran bloque del debate versó sobre la privatización de la provisión sanitaria , en el que Laura Garrido, representante del PP, opinaba que “lo público y lo privado pueden convivir muy bien”, ya que, según su opinión, “hay fórmulas de concertación que son válidas si el servicio es bueno para los ciudadanos”. El resto de partidos asistentes (EH Bildu, Elkarrekin Podemos y PSE-EE) reconocieron que tienen amplias coincidencias en ese ámbito. Para Juan Luis Uria, de Elkarrekin Podemos, “siempre que se financia lo privado, lo público no sale adelante” y para Blanca Roncal, de PSE-EE, “la sanidad privada hace competencia desleal a la pública cuando las profesionales trabajan en ambas” (Blanca Roncal, PSE-EE). Por ello, junto con EH Bildu, consideraron que sería posible llegar a un pacto orientado a garantizar el sistema público vasco de salud.

Mencionaron, por ejemplo, reclamar la conversión del Onkologikoa de Donostia y la Clínica de la Asunción de Tolosa -entre otros servicios- en centros públicos, ya que en 2013 éstos supusieron un concierto con la sanidad pública vasca de 22 y 20 millones respectivamente, según datos ofrecidos por el Opik.

Esta mesa de debate se engloba en un proyecto liderado por las tres asociaciones de Medicus Mundi en Euskadi titulado “Osasun publiko eta unibertsalaren alde. Inequidades en el acceso a la salud». En el marco de esa iniciativa, estas ONGD, en colaboración con la Universidad del País Vasco, están llevando a cabo, entre otras actividades, un estudio que tiene como objetivo describir los procesos de privatización y las desigualdades de acceso en el sistema sanitario vasco.

Los comentarios están cerrados.